lunes, 11 de mayo de 2015

En la oscuridad




En la noche, después de haber sonado la alarma de bombardeo lo normal era apagar todas las luces y buscar refugio. Pero a las afueras, Margot y François salieron de entre los arbustos. Sin decirse palabra se separaron unos metros. Ambos sabían que debían de hacer. 

François comenzó a apiñar ramitas y hierba seca en el suelo. Mientras Margot vigilaba los alrededores, el más pequeño error puede resultar fatal para sus vidas.

Era la hora. Las hogueras comenzaron a lucir en la oscuridad. Han de ser rápidos y escapar. Corren cuando se escucha un silbato, los han descubierto. Un trueno anuncia la flor roja que aparece en el pecho de François que cae desplomado. Margot lanza un ahogado quejido de angustia y corre a él. Lo toma entre sus brazos y lo mira con dulzura – Te amo 

Se escucha otro trueno que hace contraer de dolor el rostro de Margot. También herida de muerte, pero pese a todo sonríe - ¿Lo oyes? Son los ángeles del cielo.

El sonido del escuadrón de bombardeo se hace cada vez más intenso. Las bombas comienzan a silbar sobre sus cabezas. La misión ha sido un éxito. El cuartel del ejercito de ocupación tiene los segundos contados.

04/05/2015


Un relato breve y sencillo. Sin muchas pretensiones. No se revela el motivo de los protagonistas hasta el final. 
La idea original fue de la observación durante media hora de lo que hacían los transeúntes en un parque. De lo que inicialmente era un encuentro un tanto extraño ( y amorosamente sospechoso :P ) entre dos jóvenes y el paseo de otra pareja que tenían la misma y curiosa lesión en un brazo... Nació esta idea. Nada que ver con la realidad, pero de eso se trata.

Fuente imagen: http://sianakrom.blogspot.com.es/2010/05/nueva-frase.html

6 comentarios:

  1. Hola Roland! Excelente. Conciso y sin embargo contiene todos los elementos, de intriga, belleza,poesia ( la flor roja en el pecho) y lleno de emociones. Me encanta ademas tu capacidad de observacion y de alli crear. Magnifico amigo! Keep it up!
    Un abrazote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Natalia! :)
      Uff pues te he de confesar que dudaba mucho de la valía de este relato jajaja Ya sólo por tus comentarios mereció la pena compartirlo aquí ¡Muchas gracias! Un abrazo grande.

      Eliminar
  2. Hay tensión en el relato y heroísmo. En la sencillez está la virtud y a este relato ni le sobra ni le falta nada. Estremece.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, no esperaba tanto. Pero animan mucho opiniones como esta para seguir escribiendo.

      Eliminar
  3. Hola Roland!

    Cinco párrafos, y cuentas una historia. Me sigue alucinando eso. En general de todos los relatos breves, pero especialmente en los tuyos. No es fácil resumir lo que se quiere contar en tan solo unas pocas líneas. Tú lo logras estupendamente.

    La atmósfera bélica, opresiva. Los héroes anónimos a los que tú pones nombre y circunstancias.. La victoria a pesar del drama.. Genial.

    Además, me gusta la explicación de su creación, que nos lleva a ver cómo lo pensaste, de dónde se te ocurrió. Sirve eso de inspiración para poder fijarnos en lo que nos rodea, como has hecho tú, y sacar de ahi historias. Atreverse a plasmarlas en papel, o en un blog como éste, ya es otra cosa :)

    ¡Como siempre, un placer leer tus creaciones!

    *Qm*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Poe! Un placer también leer tus comentarios y me alegro de que el relato corto sea de tu agrado. Gracias :*

      Eliminar