domingo, 18 de marzo de 2018

Sin palabras



Era el segundo día del campamento de verano, lo recuerda bien. Tenían que hacer una pequeña obra de teatro. Chicos y Chicas adolescentes, seguramente para que se fueran conociendo y romper el hielo. 

Los dividieron en grupos aleatorios, nadie del grupo se conocía, pero rápidamente comenzaron a organizarse. Harían una crítica del consumismo en la sociedad. Él era el más tímido de todos, pero se sintió envuelto en la armonía y de algún modo, el hecho de que nadie lo conocía le tranquilizó.

Su papel era sencillo. Un poco de voz en off y tenía que interpretar lo que hacía por la tele. Todo se puso en marcha. Sin papeles, sin ensayar, tenía que ser algo ágil y rápido. 

Todos lo estaban mirando. Le tocó el turno, las primeras frases salieron solas, pero notó mucho eso de ser el centro de atención. Se puso colorado, sus palabras trastabillaron, se quedó… sin palabras. Y eso aumentó mucho más su bochorno. Aquellos segundos pasaron eternos para él. Y luego… luego, aunque su papel ya había terminado, sintió la frustración.

Al finalizar se acercó a sus compañeros – Lo siento. No… no me salió muy bien. - Se disculpó

Una de las chicas le confirmó lo evidente – Te has quedado cortado. No pasa nada

Ella improvisó un beso en la mejilla del chico. Y él... él se quedó de nuevo sin palabras.

29/11/2017

Fuente imagen: http://www.netdoctor.co.uk/conditions/pregnancy-and-family/a9138/teenagers-and-puberty/

6 comentarios:

  1. ¡Hola, Roland!

    Esa sensación de vértigo cuando nos damos cuenta de que somos el centro de atención es difícil superarla. Pero un beso inesperado es una sensación que sí descoloca, normalmente para bien.

    Muy tierno relato, fácil de identificarse cualquiera.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Poe!

      El miedo escénico y los primeros besos dan para mucho.

      Un placer leer tus comentarios.

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Seguro que al chaval del relato le compensa el mal trago ;)

      ¡Saludos!

      Eliminar
  3. Esos besos de campamentos que se hacen inolvidables...
    Bueno para quien besó o le besaron. Personalmente nunca viví ese momento.

    Bonita historia roland.
    Saludos ... y feliz semana :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Besos de campamento y a veces el campamento en si. En esas edades hay muchas cosas que se marcan a fuego en la memoria.

      Besos y feliz semana :)

      Eliminar