sábado, 14 de mayo de 2016

El día



Triste estoy de pensar
lo triste que es el mediodía.

Niños angelicales doblan campanas.
El nacimiento llena de alborozo,
las almas rezan al infante
que de dicha abarrota la mañana.

Entre lloros y juegos
se aprende la felicidad,
fascina el futuro
y se enamora con facilidad.

Tropiezas dos veces más.
Comprendes que el mundo es cruel,
crees que todo superas
pero la magia atrás dejas.

Lo peor no es tropezar
sino cuando de repente,
se te abre la mente
y ves el abismo ante ti.

Triste estoy de pensar
lo triste que es el mediodía
pues en el atardecer de la vida
la muerte ya acecha.

A mi padre.

(08-01-1997)

Fuente imagen: http://www.canonistas.com/foros/paisajes/380847-atardecer-tarifa.html

4 comentarios:

  1. ¡Hola Roland!

    Qué hermoso poema, lleno de nostalgia. Un toque melancólico que lo hace realmente especial y sentido.

    Hay cosas con las que cuesta lidiar, pero.. todos los días sale el sol.
    *Qm*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Poe!

      Gracias. Me alegro de que te parezca hermoso. Sentido si es :*

      Eliminar
  2. Ohh que bello poema y sobre todo la dedicatoria. Es alli cuando uno redondea la idea completa. A mi me gusta el amanecer, el momento mas bonito del dia, pues es un regalo. Tambien los ocasosm, porque es la promesa de que otro dia vendra. El mediodia a veces deslumbra. Muy bello y sentido como siempre mi estimado Roland.
    Un abrazote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :) También es cierto que todo es el modo de ver las cosas. Influye mucho el momento y el ánimo. Gracias por pasar por aquí. Un abrazo grande!

      Eliminar